Cocinar Puede Ser Cosa de Niños

cocinar_puede_ser_cosa_de_niños

Cocinar puede ser cosa de niños. Sí, sí, como lo oyes. Ahora que septiembre llega y el buen tiempo se va, te proponemos pasar una divertida jornada en la cocina con los más pequeños. Eso sí, ármate de paciencia, distribuye las tareas acorde con sus edades y no olvides que hoy te toca a tí ser el pinche y no la jefa. Cocinar puede ser cosa de niños y una original excusa para que toda la familia se lo pase en grande.

Muchos padres no son partidarios que los niños estén en la cocina, aunque hay que tener cuidado no es mala idea que los más pequeños de la casa se vayan familiarizando con los alimentos y su posterior fabricación. Lo más importante es que toda la familia se prepare para pasarlo bien, no importa que el resultado no sea el esperado, seguro que la próxima vez toda sale bien.

Como cocinar puede ser cosa de niños, los padres serán únicamente los encargados de ayudar. Hay que elegir recetas que no constituyan ningún riesgo para los menores y serán los padres los que cocinen los alimentos si esto fuera necesario. Los más pequeños pueden ayudar a limpiar la mesa, lavar los alimentos, llevarlos de un sitio para otro y mezclar los ingredientes. A partir de los 6 años ya pueden además cortar los alimentos.

Desde CosasdeBebes te proponemos sencillas recetas que puedes hacer con tus niños.

Patatas rellenas. Los ingrecientes para 4 personas van a ser 2 patatas grandes, 4 bolitas de mantequilla, queso espolvoreado, zanahoria rallada, maíz, aceitunas verdes, sal y pimienta. No peles las patatas, limpialas bien y cuécelas durante media hora. Cuando estén frías, córtalas por la mitad y vacíalas sin romperlas. Posteriormente pon una bolita de mantequilla en cada una de ellas. Vete añadiendo la zanahoria, el maíz y las aceitunas. Luego añádeles una pizca de sal y pimienta y espolvorea el queso por encima. Por último, ponlas al horno a 170º durante 5 minutos.

Bizcocho de chocolate. 4 huevos, 100 grs. de azúcar, 100 grs. de harina, 1 tableta de chocolate para fundir y una pizca de mantequilla para untar el molde. Separa las claras de las yemas y móntalas a punto de nieve por separado en un recipiente. Bate las yemas con 50 grs. de azúcar. Posteriormente mezcla las claras a punto de nieve, las yemas, el resto del azúcar y la harina. Funde una tableta de chocolate al baño maría y cuando enfríe lo añades a la mezcla. Echa todo en un molde y hornéalo a 175º durante 30 minutos.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *