Juguetes Acuáticos Peligrosos

Juguetes Acuáticos Peligrosos

Como padres, sabemos de la precaución que tenemos que tener con los juguetes para que no se vea en peligro la salud de nuestros hijos. Pues, en el caso de los juguetes acuáticos la precaución deberá extremarse. Conocerás cuáles son peligrosos y que tienes que tener en cuenta a la hora de comprarlo.

Muchas veces el bolsillo es lo menos importante cuando escuchamos en las noticias en la televisión que la dirección general de consumo retira decenas y decenas de juguetes acuáticos peligrosos, artículos que no están homologados, que no ofrecen garantía de seguridad y que se quedan muy lejos de cumplir la normativa de la Unión Europea (UE).

Al comprar uno de estos artículos debemos observar que especifique la edad de los niños a los que está destinado y si está indicado para la piscina o la playa. Por muy bonito que nos parezca un flotador, hay que valorar si es seguro desde lo más simple, por ejemplo, las válvulas no deben ir sueltas porque el niño se la podría tragar.

Esos flotadores en los que el niño introduce las piernas, pueden aumentar el riesgo de accidente, los juguetes acuáticos son muy fáciles de volcar en el agua y si el niño tiene las piernas metidas en sendos agujeros, sin duda lo va a pasar mal. Además, es importante saber que un flotador no es un salvavidas y por ello es sorprendente que muchos niños lo utilicen como tal. No siempre los más espectaculares son los mejores juguetes para tu bebé.

Por mucho flotador o juguete acuático que lleve puesto es importante que siempre estemos vigilando sus movimientos y lo que está haciendo. Lamentablemente estas situaciones ocurren y las estadísticas de 2006 determinan que cada año (las pérdidas de atención, los descuidos, y la confianza en algunos juguetes acuáticos) causa más de 100 muertes infantiles en España.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *