Otitis en los bebés

Para saber si tu hijo tiene un oído infectado, es dcir, otitis, es normal que tenga tos o goteo en la nariz y un día o dos de fiebre. Con estos síntomas lo más recomendable es llevarlo al médico para que lo revise. Cuando los niños son más mayores notarás que se tocan la oreja, estirándola o perderá el equilibrio al caminar.

Este tipo de infección es muy común en niños de 2 a 5 años, sobre todo en invierno. Normalmente el problema se genera en la trompa de Eustaquio (conexión entre el oído medio con la parte posterior de la nariz y la garganta). En esta trompa, cada vez que tu hijo bosteza o traga, se abre dejando pasar toda clase de  bacterias. Mientras que la trompa se encuentra en perfectas condiciones no hay problema, ya que normalmente una trompa sana permitirá que el líquido drene hacia fuera. Pero al inflamarse con el frío o las diferentes alergias, el líquido puede quedar atrapado en el oído medio.

stk206428rke

Entonces cualquier bacteria o virus que estén en el líquido pueden florecer y así provocar presión sobre el tímpano que causará que se hinche (a esto se lo llama inflamación aguda).

En los niños es muy común que esto suceda, ya que las trompas de Eustaquio son horizontales o cortas. Cuando se va desarrollando la longitud del tubo se triplicará. Además se pondrá más vertical reduciendo la probabilidad de infección.

Para la cura de este tipo de inflamación el médico te recetará antibióticos pero siempre debe hacerlo un profesional. Normalmente se emplea la amoxicilina.

Existen algunos riesgos que pueden influir en el aumento el riesgo de contraer una infección en el oído. Entre ellas: si el bebé toma leche de fórmula en vez de leche materna, exposición al humo del cigarrillo o beber de su biberón en una forma muy recostada. Cuando los niños pequeños  y acuden a guarderías existe mayor exposición al contagio de la tos y los resfriados de sus compañeros.

Cuando notes los síntomas debes consultar con tu médico ya que tu hijo podrá sentir mucho dolor. Además, si el cuadro se agrava se podrá perforar su tímpano y causar inundaciones del canal auditivo. Esto ocurre sólo en algunas ocasiones, pero lo importante es evitarlo.

Además, cuando las infecciones se repiten de forma seguida pueden llegar a provocar la pérdida de la audición.

Contenidos relacionados

2 comentarios en «Otitis en los bebés»

  1. Hola que tal mi nombre es Marian Campos, mi amiga Usi me dijo que me puseria en contacto contigo.soy una aficionada a la trompa toco en la banda de mi pueblo como solista ( Benetfasser ) empezado mis estudios de mayor tengo 43 af1os pero tengo mucha ilusion, me gustaria saber me1s acerca de la trompa mis conocimientos estan un poco limitados. me ha dado clase Manuel Lopez seguramente te sonare1 ese nombre poque vive en tu pueblo y bastante conocido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *