>Cosas De Bebés

Ventajas e inconvenientes de los andadores para bebé

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 
¿Quieres conocer las ventajas e inconvenientes de los andadores para bebé?, te los contamos con más detalle. Como todas sabemos el andador o tacatá es una silla superpuesta sobre una base provista de ruedas que ayudan a nuestros pequeños en sus primeros pasos. Se puede utilizar entre los seis y quince  meses, pero nunca más tarde de los 18 meses.

Ventajas e inconvenientes de los andadores para bebé

Inconvenientes de los andadores para bebé

Estos andandores para bebé deben ser usados con moderación y de vez en cuando porque pueden darse algunas desventajas que podrían obstaculizar el crecimiento normal del bebé:

  •  Nuestro pequeño estará siempre de puntillas, lo cual no es una posición correcta.
  • Al estar siempre sujeto el niño nunca se caerá, por lo que se complica el desarrollo del sentido del equilibrio y, por descontado, la prudencia.
  •  El movimiento previo a caminar, el gateo, puede verse retrasado si acostumbramos a nuestro bebé a desplazarse en andador.
  •  Por descontado, debemos tener especial precaución con las escaleras, piscinas y el posible acceso que tenga nuestro hijo a lugares altos, como los fuegos de la cocina.

Ventajas de los andadores para bebé

 

Ventajas de los andadores para bebé

En cualquier caso, si consideramos el andador como un entretenimiento, y nunca como un método de aprendizaje, podemos encontrar ventajas en su utilización:

  • El bebé tendrá libertad de movimiento, aspecto que le divierte, le emociona y le impulsa a investigar.
  • Aquellos niños muy activos liberarán su energía con este juguete.
  •  Hay algunos andadores para bebé que incluyen una bandeja multiactividades, lo que los hace más divertidos aún.

 

Debemos recordar siempre que ni es un producto imprescindible ni un sustitutivo del aprendizaje natural, es un producto destinado al ocio de nuestro pequeño exclusivamente, y como tal, debe estar vigilado plenamente.

De todas formas, tenemos un amplio abanico de aparatos para el entretenimiento de nuestro hijo, sobre todo si aún no tenemos decidido si queremos o no permitirle un andador. El ejemplo más similar al andador son los centros de actividad fijos. Son muy parecidas a éstos, con la diferencia de que son fijos, es decir, que el bebé no podrá moverse con libertad por la casa. Los corrales también son perfectas zonas seguras y cómodas donde el pequeño podrá gatear y caminar sin que nos de ningún susto.

Para una información complementaria, os proponemos leer nuestro artículo “Los mejores carritos para bebe”

¿Qué otras ventajas e inconvenientes de los andadores para bebé conocéis vosotros?

Imágenes El Corte Inglés

Por:
Etiquetas:
Categorías: Desarrollo