El cambio de la Cuna a la Cama

14 julio 2008 | Por mcrespo

Ver 0 Comentarios

Sujeta a Licencia CC de Atribución. Autor: Fataz

Cuando el bebé aprende a andar gana una movilidad que le puede facilitar el salir él solo de su cuna. Es entonces cuando llega el momento de trasladarlo a una cama. Es por este motivo que este cambio viene determinado por el desarrollo del niño, sobre los dos o dos años y medio es cuando suele tener lugar; o cuando el niño siente que la cuna ya no le ofrece suficiente espacio y le cuesta dormirse. Los niños que tiene hermanos mayores suelen dar con este cambio mucho antes, por el afán de imitarlos. Otros niños, por el contrario, aunque les guste estar en camas grandes como la de sus padres, e incluso acepte la idea de irse a dormir en una cama sólo para él, se resisten a salir de la cuna. Es una reacción totalmente normal y responde a una sensación de protección que percibe el niño dentro de la cuna, que siente, es su sitio. Para animar al niño a dar este paso tan importante en su desarrollo hay que estimularle, dejando que participe en la toma de decisiones, por ejemplo: la elección de las sábanas. Dependiendo del niño, hay casos en los que se necesita un periodo de adaptación, es decir, que el niño se vaya habituando paulatinamente a la nueva situación. Mientras sigue durmiendo por la noche en su cuna, déjale que juegue o duerma la siesta en la cama, hasta que se sienta más seguro en ella y haga el cambio definitivo. También puede ayudarle a habituarse a dormir con su muñeco o con su manta, así como que los padres le lean un cuento o le expliquen una historia en su nueva cama. No existe una cama ideal para los niños, la más adecuada es aquella que se adapte al crecimiento del pequeño. Aún así, os damos algunas recomendaciones:
  • Que no tenga esquinas puntiagudas
  • Que permita la colocación de barandillas para que el niño no se caiga.
  • Que tenga una cabecera acolchada para evitar golpes
  • Que no sea muy alta, para evitar daños si se cae y para que pueda subir sólo.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *