Cómo ayudar a nuestro hijo a superar sus fobias

Autor: Comentar
Comparte este artículo
Lasfobias son una forma especial de miedo que padecen algunas personas sin importar su edad, sexo, raza o condición social.  La palabra deriva del griego phobos , nombre atribuído a un dios que provocaba miedos y temores en la gente. Entre sus principales características se encuentra el hecho de provocar reacciones desmesuradas para lo que suelen ser las situaciones que las generan.



Los niños pueden presentar fobias, las cuales, debemos tener claro, no son heredadas, sino provienen de conductas de reacción aprendidas por circunstancias particuales que se han vivido o se han aprendido.

Si quieres ayudarle a vencerlas, algunas de las siguientes pautas pueden serte de utilidad:

– No hay una explicación razonable, por lo cual no hay que buscar la teoría, sino intentar una aproximación paulatina al objeto que la provoca. El niño no va a entender las razones si no hay que trabajar su experiencia al respecto.

– No hay control sobre la situación como tal.  Aparece el animal, por ejemplo, y no podemos controlar hacia dónde va a caminar, saltar o volar. Esto aumenta el terror. Es recomendable hacerse de alguno que esté en un frasco de cristal o en alguna jaula.  Para que el niño se familiarice con su imagen y sonidos.  Esto es un proceso que puede llegar a ser muy lento. Todo depende de las reacciones.

– Se pueden dividir en internas y externas.  Las internas tienen que ver con miedos interiores, tales como el miedo a enfermarse o morir y las externas con objetos o animales como tijeras, ranas, cucarachas, arañas, perros, etc.  Es importante saber si cree que la araña le matará o si la araña es muy sucia.

– La psicoterapia es lo más recomendable para combatirla porque trabaja a nivel profundo la mente del niño. Debemos recordar que su imaginación es mucho mas fantástica que la nuestra y aún hay mezclas de la realidad y la fantasía.  Consultar un especialista es lo mejor.

Evite hablar a los demás, sobre todo en reuniones de amigos o familiares, acerca de la fobia del niño o niña.  Esto puede producir un reforzamiento de la conducta y, peor aún,  que otros niños intenten asustarle a propósito agravando la situación.


https://www.youtube.com/watch?v=2So6_H4pwms&feature=related


En lineas generales, los niños suelen ser muy sinceros con este tema, porque el miedo les supera y no pueden aguantarse las reacciones que les producen.  Por tanto,  hay que darle la importancia que requiere el caso y así poder aplicar las medidas correctivas que sean necesarias.

 Fuente Imagen ThinkStock.

Por:
Etiquetas:
Categorías: Destacados, Educación


0 Comentarios Enviar un comentario